lunes, 26 de enero de 2015

ISIS asesina a un rehén y usa al cristiano Goto para seguir amenazando

Japón anuncia que "no se doblegará" a las exigencias. El Estado Islámico pide ahora la liberación de una terrorista islámica en Jordania.

El periodista free lance cristiano Kenji Goto aparece en un nuevo vídeo en el que el Estado Islámico aseguraba haber decapitado al otro rehén japonés que mantenían secuestrado, Haruna Yukawa. 

Una cuenta asociada a ISIS difundió en Twitter, a media tarde del sábado, el mensaje de la organización yihadista. En el vídeo aparece Goto, cuya madre pidió clemencia ayer, sosteniendo la fotografía en la que aparece el supuesto cuerpo decapitado de Yukawa, que pretendía operar en Siria como contratista de guerra. 

En el vídeo se oye la voz de Goto: "[Primer Ministro japonés Shinzo] Abe, tú mataste Haruna. No tomaste en serio las amenazas de mis captores y no actuaste dentro de las 72 horas". El rehén se refiere al plazo, anunciado por el IS en un vídeo el martes pasado, dado a Japón para que entregara 200 millones de dólares de rescate por los dos secuestrados. 

Pero esta vez, de acuerdo con la transcripción del vídeo hecha por el medio de análisis yihadista SITE, el Estado Islámico no pide ese dinero. "Es simple", habla el IS por boca de Goto. "En este momento parece posible y de hecho nuestro gobierno está a un tiro de piedra. ¿Cómo? Nuestros representantes gubernamentales están irónicamente en Jordania, donde la hermana Sayida está apresada por el régimen jordano". 

Sayida Mubarak Atrus Rishawi, nacida en 1970, está vinculada a Al Qaeda en Irak, embrión de lo que se acabaría convirtiendo en el Estado Islamico que lidera Abu Bakr Bagdadi. Jordania la encarceló bajo acusación de participar en una cadena de atentados suicidas contra hoteles de Amán, capital jordana. Según una confesión televisiva, de la que luego se retractó, Rishawi había sido capturada luego de que su cinturón de explosivos no estallara.   


GOBIERNO JAPONÉS ANUNCIA QUE NO CEDERÁ 

El Gobierno de Japón ha expresado su condena ante el audio colgado en internet. El primer ministro japonés, Shinzo Abe, calificó de"acto violento imperdonable" la ejecución y pidió la liberación inmediata de Goto. Abe ha asegurado que "Japón nunca se doblegará ante los terroristas". "Japón seguirá contribuyendo en la lucha de la comunidad internacional a favor de la paz y en contra el terrorismo", añadió Abe en una comparecencia ante los medios tras la celebración de una reunión de emergencia de miembros del Gobierno nipón convocada a raíz de la publicación de la grabación. 

"No tengo palabras para imaginar el dolor de su familia. Se trata de un acto de terrorismo inexcusable y una barbaridad imperdonable. Estoy indignado y lo condeno enérgicamente", dijo el primer ministro en relación a la ejecución de Yukawa.